Perdida

Me encuentro ante un nuevo reto. Intentar ponerme al día de todos los libros que he leído y de los cuales no he hecho reseña… Y vamos a tardar, porque llevo un retraso de ¡UN AÑO! El libro que toca hoy lo terminé el 20 de julio de 2014… así que ya me diréis el desastre de persona que puede llegar a ser.

Bueno, este libro, cayó en mis manos porque vi el tráiler de la película que se iba a estrenar en poco tiempo. Y como no me gusta ir al cine sin haber leído el libro en el que está basada la misma, pues decidí leerlo antes. Y el resultado fue asombroso.







En un caluroso día de verano, Amy y Nick se disponen a celebrar su quinto aniversario de bodas en North Carthage, a orillas del río Mississippi. Pero Amy desaparece esa misma mañana sin dejar rastro. A medida que la investigación policial avanza las sospechas recaen sobre Nick. Sin embargo, Nick insiste en su inocencia. Es cierto que se muestra extrañamente evasivo y frío, pero ¿es un asesino? La adaptación de la novela ha sido llevada al cine en la película dirigida por David Fincher con Ben Affleck y Rosamund Pike como protagonistas principales.


No sabía muy bien qué esperarme al empezar esta novela, pero desde luego lo que me esperaba no era para nada lo que ocurría en su interior. El resultado fue mucho mejor. Me encontré con una historia que me atrapó, que me dejó totalmente sin aliento y con la necesidad de seguir leyendo, de no poder dejar de leer. Lo cierto es que cuando apagaba mi ebook para empezar la dura jornada de trabajo, no podía dejar de pensar en la novela en todo el día. Y mi felicidad aumentaba en el momento en el que me sentaba en el tren y volvía a sumergirme en esas fascinantes páginas. Hacía mucho que un libro no me atrapaba de esa manera tan deliciosa.

En cuanto a la trama… Lo cierto es que me da un poco de miedo hablar de ella, ya que desvelar cualquier cosa que ocurre (por pequeña que sea) entorpecerá esa maravillosa intriga que la novela guarda en su interior, pero intentaremos hacerlo sin desvelar nada.

La novela es absolutamente vertiginosa, ya desde la primera página, uno se encuentra enganchado sin remedio, tanto por los personajes que van apareciendo como por la pluma de esta increíble escritora, Gillian Flynn, la cual, nos hará reflexionar en las cualidades más oscuras del ser humano.

Los personajes… Creo que no se pueden hablar de ellos sin recurrir a un spoiler, sólo decir que están increíblemente perfilados, conocemos sus motivaciones, sus miedos… Me parece increíble el perfecto conocimiento que llegamos a tener de ellos, lo complejos que son, lo perfilados que están… Simplemente maravilloso.

Y respecto al final… Reconozco que a mí personalmente no me gustó… Me enfadó muchísimo, pero cuando pasa un tiempo y lo piensas… te das cuenta de que es el final que una novela como esta necesita.

Y hasta aquí puedo contar.

Valoración personal: 5/5

Retazos de palabras #4

Hacía mucho que no podía escribir en esta sección, porque, desgraciadamente, tenía un caos increíble en los subrayados que iba haciendo. Pero afortunadamente, ya me he organizado, y tengo frases de una gran cantidad de libros para unas cuantas semanas (incluso meses).

Vamos a comenzar La Princesa Mecánica, libro que me encantó cuando lo leí, y con el que lloré mucho (para variar). Como es el final de una trilogía, voy a evitar poner nada que pueda contener spoiler para todos aquellos que aún no lo hayáis leído (espero que no seáis demasiados) y centrarme en las frases que se relacionan con aquello que más nos gustan: Los Libros. 



—Que a veces, cuando no puedes decidir qué hacer, finges ser un personaje de un libro, porque es más fácil decidir qué harían ellos (Página 58)
------------------------

—Conoces esa sensación —explicó—, cuando estás leyendo un libro y sabes que va a ser una tragedia; cuando puedes notar cómo se acerca el frío y la oscuridad, ver cómo la red se va cerrando sobre los personajes que viven y respiran en las páginas. Pero estás atado a la historia como si estuvieras atado detrás un carruaje, y no puedes soltarte ni cambiar el rumbo. (Página 59)
------------------------

«A veces, cuando tengo que hacer algo y no sé qué hacer, imagino que soy un personaje de un libro. Es más fácil saber qué harían ellos». (Página 271)
------------------------

«Y por eso el Cónsul la odia —pensó—. Porque es una mujer y, sin embargo, sabe cómo ganarse la lealtad de un modo que él nunca podría.» (Página 323)
------------------------

La vida es un libro, y hay mil páginas que aún no he leído. Las querría leer contigo, tantas como pueda, antes de morir. (Página 476)




------------------------

Quizá no sea mis favoritas, pero las que más me gustan contienen unos cuantos spoilers por lo que posiblemente me matéis. Y no quiero que eso pase. Espero que os gusten. 

Vuelvo + reseña

Por fin. Puedo decirlo. VUELVO. No os hacéis una idea de la alegría que me da volver aquí. Lo echaba muchísimo de menos. 3 meses es mucho tiempo. Pero ya he terminado una etapa, la cual ha sido verdaderamente difícil en la que no he tenido tiempo ni para mí misma. Apenas he leído, lo cual es algo que me deprime de una manera infinita. Soy adicta a los libros, los necesito para ser feliz, y no poder leer por las noches era algo realmente duro. No es que de repente tenga más tiempo, no puedo estarme quieta, y cuando salgo de un agobio me meto en otro, pero ahora, he decidido tomármelo todo con más calma, y volver por aquí, aunque eso me quite tiempo de otras cosas, como de dormir, pero bueno, dormir está sobrevalorado. Pero ya está bien de hablar de mí. Las vueltas hay que hacerlas a lo grande, y por ello vamos a volver con una reseña.

Hoy voy a hablar de una trilogía. No son los libros más maravillosos de la historia, ni mucho menos, ni siquiera son muy buenos literariamente hablando, pero me han hecho volver a leer, volver a devorar libros con ansia, y, sólo por eso, se merecen un lugar especial en mi pequeña estantería digital.

No voy a hablar de cada uno de ellos por separado, porque lo cierto es que son novelas bastante cortas, y no tienen mucho que contar de forma individual. Por ello prefiero hacer una opinión generalizada de las tres juntas. 





La trilogía está compuesta por: 
1. Nueve reglas que romper para conquistar a un granuja. 
2. Diez lecciones para dar caza a un Lord y que te adore.
3. Once escándalos para enamorar a un duque.



Las novelas están basadas todas ellas en la época de la regencia, al estilo Jane Austen pero... menos casto (mucho menos). Lo mejor que podemos destacar de estas novelas son, sin lugar a dudas, sus protagonistas, mujeres maduras, que saben lo que quieren en la vida, pero que, por diferentes circunstancias no pueden conseguirlo. Son mujeres fuertes, cultas, instruidas... quizá un poco adelantadas a la época que les toca vivir y que no se conforman con lo que tienen. Quieren ser más. Quieren ser independientes. Quieren vivir aventuras. Aventuras prohibidas a las mujeres de la época, y si para vivirlas tienen que utilizar a un hombre... ¿por qué no hacerlo?

La novela que más interesante me ha resultado es la segunda. Lo cierto es que la protagonista me ha parecido que recoge todos los valores de lucha y superación que cualquier heroína de cualquier historia debe de tener, y por ello ha sido con la que más he conectado y la historia que más me ha gustado, ya que, al contrario que las otros dos protagonistas, podemos decir que no pertenece a la nobleza, y su único objetivo es ayudar a mujeres en apuros. Aunque, en cuanto a historia de amor, me quedo con la que se produce en el primer libro, es muy muy divertida, con situaciones demasiado absurdas que sacan más de una sonrisa al lector. 

En cuanto a los personajes masculinos de las historias... Bueno, los típicos de la sociedad. Sólo que éstos tienen un pasado oscuro, y su vida cambiará al conocer a nuestras chicas protagonistas. 

Como podéis ver son novelas bastante previsibles, pero reconozco que me han encantado. Aunque sólo sea por las protagonistas de las diferentes historias ya vale la pena su lectura. Y entre pelea-acercamiento de los protagonistas (como en todo tipo de novelas de este tipo) un poco de erotismo, el cual nunca viene mal.

Recomendables para las tardes de verano... o mejor, para las tardes de verano en la playa. 


Valoración personal: 3/5







Favoritos de la Fortuna


La semana pasada por motivos de tiempo no pude hacerr reseña, pero esta semana para solucionar esto volvemos a publicar de nuevo. Una vez más, tenemos un reseña de nuestro pequeño colaborador, que le he conseguido convencer para que me ayude a mantener este blog activo, ya que de nuevo la universidad y el trabajo vuelven a consumir todo mi tiempo.

Desgraciadamente no puedo hacer una presentación de esta novela (como a mí me gusta hacer) ya que no me he leído la novela que se va a reseñar. Bueno, miento. Empecé a leerl hace algunos años, pero la abandoné a mitad del primer libro… Me pareció un poco soporífera. Pero el aquí colaborador, es una enamorado de Roma y un defensor de esta saga, por lo que como tiene libertad para reseñar lo que le plazca, pues aquí os dejamos con él.






En unos tiempos convulsos para la República, una nueva generación de romanos compite por la gloria. Bendecidos por los dioses al nacer, uno de ellos destaca por encima de todos. Se trata de un joven, Julio César que consigue desembarazarse de sus obligaciones sacerdotales para demostrar a todos inteligencia y un valor extraordinario que lo convertirán en un héroe celebérrimo de la historia romana


Esta reseña no es sobre un libro en concreto, si no que es sobre una colección de libros, una colección de siete libros, que tratan sobre una de las épocas más interesantes de Roma, una de  las más convulsas y probablemente la época que sentenció a Roma y provocó su caída, que se produjo 500 años después en el 475 d.c. (Aunque el imperio perdurase 1000 años más en el  Oriente hasta el 1453 d.c.).

La época a la que hace referencia dura aproximadamente desde el  100 a.c. hasta el 20 a.c. y durante estos años Roma pasa de ser una república, a convertirse en un Imperio, cambiando completamente la moral y los principios que regían la ciudad-nación.

Tengo que deciros, antes de empezar, que me temo, que no soy un observador imparcial, me encanta Roma, admiro muchísimo su cultura, sus ideales, su historia y su legado, y aunque soy consciente de que tenían sus cosas malas (lo de los esclavos afea un poco la democracia, y las matanzas tampoco ayudan al panorama general) creo sinceramente que tenían muchas más cosas buenas que malas, y que dados los patrones de la época, no podemos decir que fuesen peores que cualquiera de los demás pueblos, más bien todo lo contrario.

A lo largo de los libros a parte de los hechos históricos muy bien documentados , nos irán presentando a una serie de personajes importantes, de "hombres ilustres" de Roma. Nos encontramos muchos personajes y muy variados, pero son seis  en los que más se profundiza : Mario, Sila, Julio César, Octavio Augusto, Marco Antonio y Catón, aunque este último siempre es visto como el eterno antagonista, claramente el malo de la colección.

Las hazañas bélicas y políticas de cada uno están perfectamente narradas en la novela, con especial atención a las realizadas por Mario, Sila y Julio César, tres personajes representativos de esa época de Roma muy diferentes entre sí.

Mario representaba a la nobleza italiana, que se sentía (y con razón) menospreciada por la nobleza de Roma.

A parte de una exagerada admiración hacia Julio César, que nos hace verlo como alguien mucho más bondadoso y desinteresado de lo que era, los personajes están muy bien construidos, con unas ambiciones, unas ideas y unas personalidades muy bien desarrolladas, que hacen que las tramas políticas del libro sean muy entretenidas y están muy bien tejidas.

La colección es una oda a la República Romana, a los ideales que representaba, ideas que hemos ido perfeccionando a lo largo de la historia, pero que allí nacieron.

Supongo que es evidente que son algunos de mis libros favoritos, y que los he leído y releído hasta la saciedad. Os los recomiendo encarecidamente, y si me hacéis caso y los leéis, espero que los disfrutéis tanto como yo.


Del amor y otros demonios

Llevaba mucho tiempo queriendo leer algo de Gabriel García Márquez, porque lo cierto es que sólo he leído las pocas novelas que me mandaron de él en el instituto y tenía malos recuerdo de él. Estos malos recuerdos quedaron disipados gracias a 100 años de soledad, novela que me gustó, pero que reconozco que me costó la vida entera leer y que tuve que empezar, dejar y volver a empezar varias veces hasta que conseguí terminarlo. Con esta novela, y la que terminé de leer hace poco (El amor en los tiempos del cólera) cuya reseña haré próximamente, han hecho que este increíble escritor mejore el punto de vista que tenía sobre él. A pesar, de que su literatura me cuesta mucho leer, es densa, llena de matices preciosos, sí, pero creo que no es apta para todos.







El 26 de octubre de 1949 el reportero Gabriel García Márquez fue enviado al antiguo convento de Santa Clara, que iba a ser demolido. Se exhumaron los restos de un virrey del Perú y su amante secreta, un obispo, varias abadesas, un bachiller de artes y una marquesa. Pero la sorpresa saltó al destapar la tercera hornacina del altar mayor: se desparramó una cabellera de color cobre, de veintidós metros y once centímetros de largo, perteneciente a una niña. En la lápida apenas se leía el nombre: Sierva María de Todos los Ángeles. «Mi abuela me contaba de niño la leyenda de una marquesita de doce años cuya cabellera le arrastraba como una cola de novia, que había muerto del mal de rabia por el mordisco de un perro, y era venerada en los pueblos del Caribe por sus muchos milagros. La idea de que esa tumba pudiera ser la suya fue mi noticia de aquel día, y el origen de este libro.»



Lo mejor que tiene este libro (y creo que es una de las principales características de la literatura de Gabriel García Márquez) son las impresionantes descripciones que tiene. Con sola unas palabras se nos transporta a un lugar lejano, sentimos el calor seco del pueblo donde nos encontramos, y empezamos a creer que todo es posible: magia, demonios, hechizos. Reconozco que me dejaba llevar página a página por sus descripciones, que me olvidaba de todo lo que tuviera que ver con el mundo que me rodeaba y que durante unos instantes, realmente creía vivir en otro momento y lugar.

Podemos decir que la novela se encuentra dividida en dos partes, una primera, donde Sierva María se encuentra en su casa, y en donde se la culpabiliza de cualquier hecho que ocurra. La segunda parte, ella se encuentra en el convento ya que sospechan de que está poseída y deciden que la única forma de ayudarla es mandándola allí.

A pesar de que el título nos augura una increíble historia de amor, de estas que desafían al tiempo y a la historia, el amor no aparece hasta las páginas finales, pero os aseguro que es preciosa. Corta pero intensa. No se necesita más para crear una perfecta historia de amor. Nos presentan a los personajes, los conocemos por separados, conocemos las circunstancias que los unen, y no es hasta el final, cuando el paso del tiempo hace efecto y se dan cuenta de que se necesitan. No es una historia de te veo y me enamoro. No. Así no son las historias de amor, por más que nos quieran hacer creer que sí. Las historias de amor son esto, consecuencias de la madurez de las personas.

Y al final de la historia una reflexión: ¿realmente Sierva María está endemoniada? O quizá. ¿sólo buscaba una forma de llamar la atención que todos confundieron con el demonio? Tener en cuenta, que la historia está ambientada en la época de la Inquisición, por lo que estos malentendidos y miedos infundados eran muy comunes entre la sociedad.

Libro altamente recomendable, con una historia muy triste y dura, pero a la vez tierna. Sí, no me he vuelto loca. Sólo el gran Gabriel García Márquez es capaz de unir esos conceptos. 
 
 
Valoración personal: 4/5

 

La joven de la perla

Hola a todos. Al fin puedo volver por aquí a escribir. ¡Qué alegría! Hoy vengo con La Joven de la Perla. La verdad que es una historia, que llevaba mucho tiempo queriendo leer, pero que por unos motivos u otros, nunca lo hacía.

Hasta que un día, en un mercadillo de Madrid, me encontré con una edición bastante decente de la novela por la maravillosa cifra de 2 euros. Supe que era el destino, y que era el momento de leerlo. Lo cierto, es que, a pesar de querer leerlo, nunca me había parado a pensar del todo en qué consistiría la novela, y lo que me encontré entre sus páginas no fue lo que yo pensaba que habría, pero me dio igual, porque la verdad que la historia me gustó muchísimo.









A principios del siglo XVII la ciudad de Delft vio nacer y crecer a uno de los pintores más fascinantes y misteriosos de la historia. Poco se sabe de Vermeer, pero sus cuadros son hoy piezas únicas e inconfundibles, especialmente el retrato de su joven criada llamado «La joven de la perla». Mezclando ficción y realidad Tracy Chevalier narra la historia detrás del enigmático cuadro, una relación prohibida que se mueve entre la admiración y el amor.


Lo primero que me llamó la atención de esta historia fue saber que se había basado en ella sólo por un cuadro. Me encanta. Reconozco que cuando yo misma voy a un museo y veo todas esas maravillas artísticas, me gusta imaginarme qué fue lo que llevó a la realización de esas obras. El cómo se le ocurrió esa idea, las relaciones que se establecen entre el pintor y el/la modelo… No me gusta quedarme con el final, me gusta saber cómo se llegó a ese final. Y por eso este libro despertó en mí el interés. Alguien decidió concederme mi deseo y explicarme la historia que hay antes de ese final.

La novela cuenta con una preciosa ambientación histórica, escrito con una pluma lenta, que poco a poco te introduce en otra época. Una época que no es ni mejor ni peor que otras, simplemente diferentes. A través de Griet, conocemos la parte baja de la sociedad (de donde es su familia) y la parte alta, ya que es criada del matrimonio Vermeer.

No es una historia de amor. Creo que es una historia sobre la atracción de dos personas, que Tracy Chevalier describe con miradas furtivas, momentos a solas, silencios… Y con la pintura del famoso retrato que nos encontramos en la cubierta del libro. El proceso de pintura del libro es la descripción más bonita que me he encontrado en mucho tiempo, lo que ella siente cuando ella le mira… Podemos decir incluso que tiene cierto erotismo. Esas miradas que describen son demasiado posesivas como para que ese elemento no forme parte de la historia.

A través de Griet conoceremos la vida de Vermeer, un pintor del que apenas se conoce nada, y cómo es la vida de una criada que se ve obligada a trabajar para ayudar a su familia. No esperéis dramas familiares y líos de sociedad. La novela sólo se detiene en contar la historia de nuestra joven e inexperta protagonista cuando entra en un nuevo mundo que no podía ni imaginar que existiera, haciendo que todo aquello en lo que creía antes se tambalee.


Valoración personal: 4/5



El Hobbit

Lo primero de todo, pedir disculpas por estar tan ausente. Pero estoy de exámenes y trabajos finales y no tengo tiempo casi ni de dormir y empiezo a estar un poco desquiciada. Pero el 31 esta agonía terminará y espero volver a ser persona. Lo segundo, tengo una sorpresita.

Ya que no quiero dejar el blog abandonado durante tanto tiempo, he conseguido que alguien escriba en él durante algunas semanas. Así que os lo voy a presentar. Es una persona que adora la literatura. Lo mejor que tiene es que lee cualquier género que le des, no dice que no a nada (incluso a veces lee juvenil y romántica, géneros que no le gustan, sólo para poder dar una opinión desde el conocimiento). Y creo que eso es lo que me enamoró de él, esa ansía lectora que tiene, y ese ir acompañado por un libro a todas partes. Y por fin, después de rogarle mucho le he convencido para que escriba un poco por aquí.

Y va a empezar, como no podía ser de otro modo, con El Hobbit. Lo cual le agradezco, porque es un libro al que llevo mucho tiempo queriéndole hacer una reseña, y que nunca he hecho porque no he encontrado el tiempo y las palabras adecuadas para decir lo que este libro significó para mí. Y como él es bastante fan de Tolkien, él era la persona indicada para hacer esta reseña.

Espero que os guste, me ha dicho que no es lo mejor que ha escrito, que lleva mucho sin escribir y que está un poco oxidado, lo cual es una pena, porque antes escribía relatos, y la verdad que eran preciosos. Espero convencerle para que me deje publicar uno algún día. Pero de momento, os dejo con la reseña.






Bilbo Bolsón es como cualquier hobbit: no mide más de metro y medio, vive pacíficamente en la Comarca, y su máxima aspiración es disfrutar de los placeres sencillos de la vida (comer bien, pasear y charlar con los amigos). Y es que todos ellos son tan vagos como bonachones, por naturaleza, y porque quieren. Pero una soleada mañana, Bilbo recibe la inesperada visita de Gandalf, el mago de larga barba gris y alto sombrero, que cambiará su vida para siempre. Con Gandalf y una pandilla de trece enanos, y con la ayuda de un mapa misterioso, nuestro héroe partirá hacia la Montaña Solitaria a fin de rescatar el valioso tesoro custodiado por Smaug el Dorado, un terrible y enorme dragón. Para eso tendrán que superar muchísimos peligros y toda clase de aventuras que Bilbo jamás hubiera podido ni imaginar y que lo convertirán en el hobbit más famoso del mundo. Lo que Bilbo no sabe es que el anillo que encontró en el camino será el principio de otra gran aventura… la de EL SEÑOR DE LOS ANILLOS


El hobbit es la historia de un viaje, un viaje a través de un mundo fantástico, poblado por toda clase de mágicas criaturas y de maravillosas historias. También es el viaje del protagonista Bilbo Bolsón y de sus acompañantes, ¡nada menos que trece enanos! por una serie de aventuras épicas e increíbles, que les llevarán a enfrentarse a unos hambrientos trols, conocer a un hombre oso, recorrer tenebrosas grutas pobladas por desdichadas criaturas y finalmente (y tras muchas más aventuras) a recuperar el ancestral hogar de los enanos de las afiladas garras del temible dragón Smaug.

Tolkien escribió El hobbit como un cuento para sus hijos y es ante todo un cuento para niños, y como todo cuento, tiene su moraleja, sus personajes inocentes y sus aventuras entrañables. Pero no os engañéis, aunque sea una historia para niños, es un libro maravilloso, apto para todos los públicos, que hará disfrutar tanto a niños y grandes por igual. 

Es una historia emocionante, vibrante y a la vez emotiva e inocente, que te hará viajar junto a Bilbo Bolsón y los enanos por el inabarcable mundo de J.R.R.Tolkien, conociendo a toda clase de criaturas mágicas, de historias épicas y trágicas, encontrarás héroes y villanos, poderosos elfos, nobles águilas o mezquinos trasgos.

El hobbit, es la precuela de El señor de los anillos y es sin duda el libro que ha conseguido enganchar a muchas generaciones al mundo del Tolkien y a sus libros, ya que es con diferencia la más accesible de todas sus historias y es tan buena, que cuando la acabes no podrás dejar de leer algo más sobre ese mundo tan personal y maravilloso que Tolkien nos ofrece. De los múltiples personajes del libro, Bilbo Bolsón y Thorin escudo de Roble, son los protagonistas indiscutibles, cada uno emprenderá el camino por unos motivos completamente diferentes a los que tendrá cuando finalmente acabe de recorrerlo. Cada uno evolucionará de forma diferente según transcurra su viaje y vean cumplidas o frustradas sus ambiciones más profundas o se vean enfrentados a las pruebas más difíciles.

Al contrario que lo que suele pasar, cuando leí el Hobbit yo ya había leído el señor de los anillos, y ya estaba fascinado por la literatura de Tolkien, por esas maravillosas descripciones, que hacen que sea imposible no verse transportado a un mundo del que nos describen todos y cada uno de los detalles.

Ya que la historia de El hobbit, se desarrolla antes de la de El señor de los anillos, su lectura me aportó detalles que no conocía de la historia de los personajes, detalles que me hicieron conocer más aún sus motivaciones, sus caracteres y sus valores, aunque también, conocer el futuro de algunos de los personajes, me hizo apreciar más los relatos acerca de su pasado.

Pero independientemente del orden que escojáis para leer los libros de Tolkien, estoy seguro de que os van a encantar, ya que son sin duda alguna uno de los mejores ejemplos de la literatura fantástica, con el mundo más amplio, detallado y profundo que se pueda encontrar en este género literario.