Mi pequeña crítica a la saga Crepúsculo

Bueno, sé que voy a recibir críticas negativas por esta reseña. O que simplemente no estéis de acuerdo, porque hoy voy a criticar una de las sagas más queridas por todo el mundo y sobre todo por mujeres. 



Tengo que reconocer que a mí esta novela (o el conjunto de novelas mejor) me enganchó de una manera en la que pocas veces me ha enganchado un libro, pero eso es porque es un maldito best seller y la autora sabe cómo hacer para engancharte. No voy a hablar de si los vampiros brillan por lo de la luz del sol o no… al fin y al cabo es un folklore vampírico que la autora se ha inventado y me parece lícito que quiera usarlo o no. Yo personalmente no soy partidaria de este tipo de vampirismo vegetariano, y me gustan más los vampiros de toda la vida, que están en la cima de la cadena alimentaria y se comen a los seres humanos para sobrevivir. Pero bueno, como ya he dicho no voy a hablar de ese tema.

Detesto al personaje de Bella, realmente lo detesto, no soporto a las chicas tontas que se enamoran de un tío a simple vista, sobre todo cuando parece que ese chico te va a vomitar encima. Y no soporto que haya un personaje que porque un chico te deja quieras casi morirte porque no estás con él…. En serio? Esa es la imagen que queremos dar de las mujeres?? Seres indefensos que sólo saben vivir si tienen un hombre a su lado? Que sino no salen de su cuarto y que si lo hacen es para suicidarse? Porque claro, si tú chico te deja teniendo 18 años la vida ya ha acabado, no tiene sentido seguir viviendo. No hay un mundo al otro lado de tu puerta que conocer, todo ha acabado en el universo de Bella. La gente a esto lo llama estar absolutamente enamorada y ser capaz de cualquier cosa por amor, yo lo llamo ser una idiota sin remedio, y que podrías empezar a darte más valor a ti misma y vivir por ti y no por un chico. 

Es un personaje estúpidamente dependiente de un tío, y no hay cosa que deteste más en una novela. Hay historias de amor mucho más épicas y maravillosas, en los que ambos protagonistas harían cualquier cosa por el otro… pero sin hacer estas idioteces que Bella hace…

Y bueno… para mí Edward es un controlador increíble. De esos que dices mejor me alejo porque me vas a absorber el coco de una manera exagerada y no voy a poder volver a ser yo misma. Y sin encima este personaje se encuentra con una persona que es propensa a que la manden… APAGA Y VÁMONOS. 

No estoy NADA de acuerdo con el papel de sumisión que se le da ella, y el papel de controlador y dominante que se le da a él. No me parecen valores que tengan que existir en estos tiempos, y no me parece correcto que una novela tan popular como ha sido LA SAGA CREPÚSCULO recoja estos valores. 

Los celos y la posesión no son pruebas de amor. Son pruebas de que algo va mal. Y espero que algún día la gente lo entienda. 


Pues ya me he quedado a gusto. Un buen día a todos.


Cerramos el blog

Pero no os asustéis! Sólo va a ser durante esta semanita. Que me voy a la playita POR FIN!!! Espero volver con nuevas reseñas aunque tampoco os lo puedo asegurar, porque ya sabéis vacaciones+amigos+apartamento para nosotros solos.... Creo que es una combinación que no me va a poder permitir leer mucho, pero mis dos libros y mi kindle no me faltan en la maleta, eso os lo aseguro. 





Así pues, esta semana no podré estar por vuestros blogs, pero prometo volver y leer vuestras actualizaciones, como hago siempre que puedo. 

Un saludín!! Pasarlo bien, y no hagáis nada que no haría yo. :)


Juego de Tronos

Bueno, pues esta es la última reseña antes de irme a la playita. Y tiene el honor de ser para uno de los fenómenos literarios de los últimos años. Este fue el primero libro que formó parte de mi querido y adorado Kindle, y es el único de todos los libros de esta saga que soporto. Porque el segundo más o menos lo leí, aunque no me gustó, y con el tercero ya no he sido capaz de continuar. Me aburren mucho. Pero este, el primero, me pareció genial. Una maravilla, y por eso vamos con él.



Tras el largo verano, el invierno se acerca a los Siete Reinos. Lord Eddars Stark, señor de Invernalia, deja sus dominios para unirse a la corte del rey Robert Baratheon el Usurpador, hombre díscolo y otrora guerrero audaz cuyas mayores aficiones son comer, beber y engendrar bastardos. Eddard Stark desempeñará el cargo de Mano del Rey e intentará desentrañar una maraña de intrigas que pondrá en peligro su vida... y la de los suyos. En un mundo cuyas estaciones duran décadas y en el que retazos de una magia inmemorial y olvidada surgen en los rincones más sombrios y maravillosos, la traición y la lealtad, la compasión y la sed de venganza, el amor y el poder hacen del juego de tronos una poderosa trampa que atrapa en sus fauces a los personajes... y al lector.






Levaba mucho tiempo queriendo leer este libro, pero su elevado precio unido a la letra tan super mini que tenía me echaba para atrás. Y cuando conseguí mi libro electrónico no dudé ni un minuto cual iba a ser el libro que iba a entrar en él. Un libro que llevaba mucho queriendo leer y que no me decepcionó para nada. 

Para mi gusto el plato fuerte de esta novela es que está narrada desde los puntos de vista de diferentes personajes… Aunque bien pensado esto puede ser lo mejor o lo peor… Lo mejor porque así conseguimos entender toda la historia, podemos escoger un bando y elegir quién queramos que gane o pierda por nosotros mismos, sin que un único narrador nos diga de forma subliminal quién lo merece, quién lucha en nombre del bien y quién del mal. Pero por otro lado también es lo peor… Hay muchos personajes que odio (como el hijo pequeño de los Stark) cuyos capítulos me parecen la cosa más aburrida que hay… por lo que leerle era pura agonía. Y hay otro como mi querido Thyrion cuyos capítulos adoraba y solo deseaba pasar páginas para conseguir llegar a él (SÍ SOY DEL BANDO LANNISTER, DETESTO A LOS STARK, menos a Jon Nieve claro). A pesar de ese pero (siempre hay peros) esta es sin lugar a dudas la mejor baza con la que se juega en la novela. 

Pero lo mejor sin ninguna duda son los personajes. Esta novela tira por tierra a los héroes medievales ideales. Ya no existe el bueno sin más, y el malo malísimo al que todo le sale mal porque su destino es ese. No señor. Cada personaje tiene sus defectos y virtudes, reales como la vida misma. Los personajes son buenos y malos a la vez, todos participan en una guerra y todos harán lo que sea para ganarla. 

“En el Juego de tronos o ganas o mueres.” 

Reyes, reinas, luchas de poder, amistad, traición, honor, caballeros, princesas, venganza, batallas, …Todos estos elementos y muchos más los podréis encontrar en esta maravillosa saga. Yo sólo he sido capaz de leerme los dos primeros, el tercero lo dejé en el 33% y ahí sigue casi dos años después. Pero es que si lo leo muy de seguido me aburre, y tanta moda por Juego de Tronos, que si todo el mundo lee los libros, que si la serie, que si como no te puede gustar…. Me satura y me cansa. Odio las modas. Y algún día, cuando no vea Juego de Tronos por todos lados, cuando dejen de “obligarme” a que me guste, algún día la retomaré. Hasta entonces espero que disfrutéis con este libro tanto como hice yo. 


"Si no tiene nada que temer, un cobarde no se distingue en nada de un valiente. Y todos cumplimos con nuestro deber cuando no nos cuesta nada. En esos momentos, seguir el sendero del honor nos parece muy sencillo. Pero en la vida de todo hombre, tarde o temprano, llega un día en que no es sencillo, en que hay que elegir." 


Me gustaría seguir hablando de la novela, pero lo leí hace casi dos años y tampoco la recuerdo muy bien. Sólo que no me gustan los Stark (excepto Ned) y soy fan absoluta de Thyrion y Jaime Lannister. Os dejo un enlace con la que inauguré la sección Retazos de Palabras y que corresponde a Juego de Tronos. Y recordad 

Winter is coming.



Valoración personal: 4/5


El príncipe mecánico


Se ve que me he propuesto acabar esta trilogía en una semana. Y el segundo libro me ha gustado (puede que incluso más que el primero). La historia sigue enganchando, y los personajes me siguen encantando, menos Tessa. Cada vez me cae peor.




Consciente del singular poder de Tessa, el Magister sigue tras sus pasos, dispuesto a acabar con los Cazadores de Sombras. Los culpa de una desgracia que destrozó su vida.

Tessa, junto al bello y autodestructivo Will y el dulce y devoto Jem, iniciará un viaje que los llevará no sólo a descubrir la terrible tragedia de su enemigo, sino también el secreto familiar que esconde la verdadera identidad de la chica.

La magia es peligrosa, pero el amor lo es todavía más.



El primer libro nos dejaba con una trama sin resolver y muchos secretos. Por lo que la lectura de El Príncipe Mecánico se tenía que hacer de una manera inminente. Para mi gusto, esta novela no avanza demasiado en ese aspecto. Nos van surgiendo más dudas a lo largo de la novela y nos resuelven cosas poco a poco. Pero no es hasta el tramo final cuando conseguimos encajar todas las piezas del puzzle y llegar a entender todo lo que sucede. Y no del todo. Pues siguen quedando demasiadas incógnitas para el tercer libro.

Bajo mi punto de vista, esta novela se centra más en las relaciones que se establecen entre los diferentes personajes y sobre todo entre Jem-Tessa-Will. Y ya en esta novela Tessa se decantará entre uno y otro, aunque todos los que hemos leído el libro sabemos claramente con quién va a acabar. Y por ese motivo odio a Tessa. No me gusta a quien elige (no diré el nombre para aquellos que no lo hayan leído) pero me parece injusto que escoja a uno porque le da pena. Porque yo creo que es por el motivo que le escoge, porque está claro que no le quiere (en el aspecto de querer pasar el resto de su vida a su lado), que está enamorada del otro. Y como al que escoge al final de este libro es mi favorito, me da mucha pena el daño que le va a a causar en el tercer libro (o a lo mejor no, pero yo me hago mis propias teorías).

Lo que quizás menos me ha gustado es que al final todo se desarrolla demasiado rápido y de repente todo el mundo tiene un montón de confesiones que contar y llega a ser demasiado melodramático (bonito sí, pero excesivo). Hubiera sido mejor ir poniendo cosas de esas poco a poco y no todo al final, pero es solo mi opinión.

A mí no se me ha hecho tan impredecible como mucha gente dice, que las tramas se retuercen de una manera en la que no te esperabas… Yo casi todo lo que ha ocurrido me lo he esperado, al igual que en el primero, pero eso no quita que la historia sea muy buena. El mundo que ha creado esta autora (yo no había leído nada de esta autora hasta la fecha) a mí me parece maravilloso. Y hay que reconocer que la historia engancha muy bien, y el triángulo amoroso (aunque predecible) está muy bien hecho. Porque los lectores normalmente cuando leemos libros donde la damisela en apuros tiene que elegir cuál va a ser su bondadoso caballero que la salve de todos los horrores de la vida, normalmente, siempre elegimos a uno u otro. Y hay que reconocer que aquí, es difícil decantarse. He leído pocas reseñas en las que las lectoras se decanten por uno de manera visible. Y creo que de esa forma la autora consigue que elija a quien elija Tessa, todas lloremos por la suerte del otro. Aunque yo sí tengo un favorito, pero yo soy rara.

En definitiva, lo recomiendo encarecidamente. Una historia que engancha desde la primera página, y que te deja con un gran final para que estés como loco por empezar el siguiente (y último) libro de la trilogía. 


Valoración personal: 3/5

El ángel mecánico.

Bueno, mi encuentro con este libro ha sido totalmente fortuito. Un día en una librería empecé a dar vueltas y vi el libro de La princesa mecánica. Y no me suelo dejar llevar por las portadas, de verdad que no, no me gusta hacer eso. Normalmente indago mucho antes de comprar un libro o aventurarme a leerlo. Son ya demasiados caros para no hacerlo. Pero este que os digo me fascinó. Estuve a punto de comprarlo pero me contuve, y en cuanto llegué a casa me puse a indagar. Y al final descubrí que era parte de una trilogía y me dijeron que había que leer los otros, porque sino uno no se enteraba de nada. Y la verdad que ahora mismo no tengo muchas ganas de ponerme a leer trilogías ni sagas ni nada por el estilo... Estoy en una época de vaguería casi absoluta en la que solo me apetece dormir. Pero bueno, cogí aire y empecé con el primero de la trilogía. El ángel mecánico. 



Tessa Gray está dispuesta a encontrar a su hermano, del que no recibe noticias desde hace tiempo. 
Para ello, se dirige a Londres, donde será raptada por las Hermanas Oscuras, miembros de una organización secreta llamada el Club Pandemonium, y rescatada por los Cazadores de Sombras. Tessa se sentirá atraída en seguida por Jem y Will, y deberá elegir quién de ellos ganará su corazón mientras los tres siguen en busca de su hermano y descubren que alguien trama acabar con ellos.



Sobra decir que la sinopsis me quitó rápidamente las ganas de leerlo. Una vez más una chica tontita que se va a enamorar en dos minutos de un chico por su físico (obviamente) y luego se va a sentir atraída por el amigo cuando el otro no le haga caso (y mucho mucho no me he equivocado).
Pero lo cierto es que necesitaba un libro que no me hiciera pensar demasiado, un libro con el que entretenerme sin más. En estos días es lo que te pide el cuerpo. Y aunque sigo pensando que ella es tontita y que lo del trío amoroso está ya muy visto... Lo cierto es que para mi asombro la novela mola mazo (permitirme esta expresión). 

Tengo que admitir que los personajes masculinos me han encantado (no el femenino). No sé con cual de los dos me quedaría... En la primera novela Will se nos presenta como un borde y no se llega a profundizar en él demasiado. Se sabe que esconde algo, pero nunca llegamos a saber qué es. En el primer libro me cayó fatal... Incluso he llegado a detestarle, era un pesado, pero ahora mismo juego con ventaja (ya voy por la mitad del segundo libro) y ya se ha contado lo que le ocurrió. Y llego a entenderlo. Y ahora le adoro. 
Y luego Jem. El contrapunto a Will. El chico bueno, educado, amistoso, gentil... Tiene todo lo que una chica querría... Menos Tessa. Ésta comienza su historia siendo una niña tonta a la que hay que rescatar y para mi gusto termina igual. No me acaba de gustar este personaje. No puedo evitarlo cuando alguien me cae mal. A su favor sólo puedo decir que es una ávida lectora, y gracias a eso el libro está lleno de referencias literarias que me encantan. Y caigo rendida antes las discusiones que ella y Will tienen sobre literatura. En ese punto me han ganado, para qué negarlo. 
Los personajes secundarios son igual de maravillosos que los anteriores. Sobre todo Henry y Charlotte me encantan.

Prácticamente toda la novela está narrada desde el punto de vista de Tessa, pero de vez en cuando (lo cual me gusta bastante) aparece una breve narración desde el punto de vista de otro personaje. Y debo reconocer que me encantan esos cambios, poder saber que piensan los demás personajes de lo que ocurre.

En cuanto a la acción, debo decir que es un poco lenta, para mi gusto no pasa demasiado, pero aún así hay bastante misterio en sus páginas por lo que te obligas a seguir leyendo sí o sí.

En definitiva, recomiendo esta novela. Muy entretenida, con grande momentos que no te harán aburrirte en ningún momento. Yo ya estoy enganchadísima al tercero, y me temo que hasta que no acabe con la trilogía no seré feliz, porque tanto la historia como los personajes me han atrapado sin remedio alguno. 


Valoración personal: 3/5



El Gran Gatsby

Muy bien, como viene siendo habitual a principios de mes vamos con el libro correspondiente al mes pasado. Libro que llevaba mucho queriendo leer y que decidí leerlo coincidiendo con el estreno de la película protagonizada por Leonardo DiCaprio.


Bueno, antes de leer la novela fui al cine ERROR!! Sí lo sé, pero no puedo evitar ir al cine a ver a uno de mis actores favoritísimos. Y la película en cuanto a la historia me dejó un tanto fría… Se supone que trataba de una historia de amor… Pero es que la actriz que cogieron me parece la cosa más pava que hay en estos momentos en el mundo de la interpretación, y salí del cine con una sensación de… No sé si me gusta o no… Creo que la historia no se explica con suficiente claridad… Y aprovechando la llegada de este mes me leí el libro, que llevaba tanto en mi eterna lista de pendientes.



Jay Gatsby, el caballero que reina sobre West Egg, el anfitrión de las noches sin tregua, pero también el triunfador marcado por el trágico sino de una soledad no pretendida, es el arquetipo de esos años veinte que se iniciaron con la Prohibición y discurrieron en el gangsterismo y la corrupción política organizada. Protagonista de una década que culminaría con la catástrofe de 1929, su imagen de esplendor no hace sino anunciar un drama inevitable. Triunfo de perpetua juventud, brillantez animada por el exceso, fueron también las constantes de la vida de Francis Scott Fitzgerald, quien nos ofrece en El gran Gatsby una de sus obras mayores.



La historia es bonita, una historia de amor imposible por culpa de las normas sociales establecidas. Por culpa de las sociedades clasistas tan cerradas que reinaban en los años 20. Por culpa de los prejuicios. El problema a mi modo de ver, es que una historia que se es entretenida y amena (el libro es corto) tiene momentos en los que se hace un poco pesado, para mi gusto tiene una prosa demasiado densa.

En los 11 capítulos en los que se encuentra dividida la novela nos vemos arrastrados a una sociedad en la que vemos que lo único que vale es el dinero, consumismo sin sentido y un idealismo que impera en todas y cada uno de las páginas de la novela. 

Se define esta novela, como la novela que mejor describe la situación de los años 20. Unos años donde reinaba la fiesta. Fiestas en las que todos querían aparentar tener dinero, fama y fortuna. Y una época en la que todo el mundo miraba hacia otro lado cuando se producían injusticias, en las que nadie ayudaba a nadie (¿cómo en la actualidad tal vez?, porque en eso de mirar hacia otro lado en nuestra sociedad actual somos expertos). Y por supuesto, este mundo de riquezas y fama tiene su contrapunto en El Valle de las Cenizas. La pobreza que siempre nos persigue, aunque queramos evitarla y obviarla, existe. 

Una novela en la que se deja constancia de las barreras que separan a unos y otros, de lo importante que es nacer en el lado “correcto”.

No os voy a contar nada de la historia de Gatsby, porque ese es uno de los pequeños misterios de esta novela, y creo que este maravillodo personaje se merece que guardemos su secreto, y que seáis lo suficientemente atrevidos como para aventuraros en su historia y concocerla por vosotros mismos. Porque es un personaje que no dejará a nadie indiferente… El título de esta novela hace honor a lo que este personaje es. GRANDE

La novela se puede describir en tres palabras: historia de amor envenenada. Sí. Porque vemos como el amor puede ser destruido por el dinero, el afán de ser importante en la sociedad de esa época, el materialismo… Una historia preciosa que debe de ser leída. 

Y en cuanto cine… recomiendo la versión de 1974, con Roberd Reford y Mia Farrow, y con guión del siempre brillante Francis Ford Coppola.


Valoración personal: 5/5



El Guardián Invisible

Llevo con este libro desde hace bastantes meses. Me lo compré super ilusionada deseando leerme un libro de asesinatos, ya que hacía muchísimo que no lo hacía. Pero empezaron a llegar otros libros a mis manos, y lo empecé a dejar de lado al pobrecito y he tardado más de lo que quería en empezarlo. Pero una vez lo empecé... no era capaz de dejarlo.

Esta es la novela que está de moda. Hasta hace unos meses no dejaba de verla por toda la blogosfera, con reseñas positivas y altas puntuaciones. Y no me gusta dejarme llevar por estas modas, para empezar porque me encanta llevar la contraria; y para continuar porque las últimas modas literarias que he leído me han parecido más malas que otra cosa. Pero a veces, estas modas tienen razón. Y esta novela es fascinante. 


En los márgenes del río Baztán, en el valle de Navarra, aparece el cuerpo desnudo de una adolescente en una circunstancia que lo relacionan con un asesinato ocurrido en los alrededores un mes atrás.

La inspectora de la sección de homicidios de la policía foral, Amaia Salazar, será la encargada de dirigir una investigación que la llevará de vuelta a Elizondo, una pequeña población de la que es originaria y de donde ha tratado de huir toda su vida. Enfrentada con las cada vez más complicadas derivaciones del caso y con sus propios fantasmas familiares, la investigación de Amaia es una carrera contrarreloj para dar con un asesino que puede mostrar el rostro más aterrador de una realidad brutal al tiempo que convocar a los seres más inquietantes de las leyendas del Norte...



Vaya novela!! Sinceramente no tengo palabras para describirla. Te atrapa desde la primera página. Desde esa página en la que ya sabemos que hay un asesino y queremos recorrer el duro camino que hay junto a Amaia para descubrirle y encontrarle. Una carrera a contrarreloj, porque los crímenes siguen ocurriendo. Estás atrapado hasta que llega el final, final que pensaba que no iba a sorprenderme porque yo que me creía más lista que nuestra protagonista y había adivinado al asesino desde hacía cientos de páginas. Pero no. Estaba equivocada. Y por ello el final me sorprendió de una manera en la que pocos libros de hoy en día lo hacen. Y sólo por eso se merece la máxima puntuación este libro (y se la voy a dar obviamente). 

La novela tiene una acción trepidante, sin un solo minuto de descanso. Y además perfila muy bien a todos los personajes, de todos conocemos lo que sienten, porque en un momento u otro se nos narra algo de su vida, de modo que nosotros mismos nos podemos hacer nuestras ideas de ellos como si nosotros mismos fuéramos los detectives y tuviéramos que descubrir al asesino nosotros y no la protagonista. En las páginas de esta novela nos encontraremos leyendas populares de la tierra de la protagonista que son muy interesantes. Vamos que a la vez que nos entretenemos aprendemos cosas.  Al final, esta mitología que aparece en el libro se convierte en una parte muy importante de la historia, por lo que no aburre, y es uno de los puntos más originales que tiene esta novela.

Cuando acabé el libro me puse a leer los agradecimientos, y descubrí (muy gratamente) que es la primera parte de una trilogía. Y no os preocupéis, no es como otras novelas que cuando todo está resuelto se sacan una tontería de la manga que te deja en ascuas y te obligan a comprarte otro libro para seguir leyendo y gastarte el dinero. NO. Esta historia tiene final. Un final cerrado. Sin más. No te deja con preguntas. El caso se resuelve. 

De verdad, si tenéis la oportunidad leed esta novela. Es realmente entretenida, y no te aburres en ningún momento. ¿Seréis capaces de averiguar al asesino/a que se esconde en esta historia? Yo no lo hice, quizá vosotros tengáis más suerte. 

Valoración personal: 5/5