Retazos de momentos #2. Caminando bajo la lluvia


Adoro los días grises. Los días fríos y lluviosos. 

Me hacen levantarme con una sonrisa en la cara. Me hacen creer que puedo conseguir lo que me proponga. Que soy fuerte. Que no soy esa chica raquítica y delgada a la que todos creen que tienen que proteger. Que puedo ser lo que me proponga. Que soy lo que quiero ser y no lo que debo ser. 

Cuando llueve y me asomo a las vistas que mi ventana llena de gotas de agua me proporciona, me doy cuenta que no puedo seguir refugiada en casa, que debo salir a andar bajo la lluvia, a descubrir otros mundos, a conocer otros puntos de vista, a descubrir a nuevas personas y amigos, algunos de los cuales cambiarán mi forma de ver y entender el mundo. 


La lluvia proporciona lo más vital para la existencia de cualquier especie: el agua. El frío, nos hace resistentes a las adversidades. El viento es fuerte, puede derrumbar lo que se proponga. Por eso los días grises me llenan de vida.



La lluvia me da la vida que necesito para seguir aquí, el frío resistencia para no dejar nunca de luchar por mis sueños, y el viento la fuerza necesaria para conseguir todo lo que me proponga, para deshacerme de mis miedos, para disfrutar, y para ser feliz. 

Pero cuando llega el sol todo se evapora. Cualquiera puede sobrevivir a un día caluroso de agosto en una piscina tomando el sol. Sólo algunos sobreviven a las adversidades que el frío proporciona. Y solo algunos, cuando llueve, somos simplemente felices.




Yo mientras, seguiré disfrutando de estos días, que de verdad me hacen ver y sentir que cualquier cosa es posible. Mientras seguiré con mi réflex en mano haciendo fotos, para congelar estos momentos que me hacen sentir realmente feliz.






10 comentarios :

  1. Yo también amo la lluvia, me hace sentir fuerte y viva !
    Grandes palabras :D
    Un beso, me paso ♥

    ResponderEliminar
  2. Anda que no tengo yo ganas de una réflex, a mi también me encantan los días así. Un besote!

    ResponderEliminar
  3. En general también me gusta la lluvia, pero si es desde mi casa mucho mejor jaja
    Pero la lluvia es tan cinematográfica...
    Saludos ^^

    ResponderEliminar
  4. tienes un lindo blog te gustaria que nos siguiéramos mutuamente besos desde http://perlitalizardo.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. Te he nominado a una especie de cadena literaria en mi blog:http://viviendoconlibros.blogspot.com.es/2013/03/de-premios-va-la-cosa.html
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Me identifiqué más que mucho con tu texto. La lluvia y los días grises me hacen excelente, me hacen sentir viva, bien, contenta, etc, pero hay personas que, en cambio, odian la lluvia, les deprime. A mí me mamá le pasa que no le gusta para nada la lluvia jeje.
    Ooooh, ¿te gusta la fotografía? ¿Tienes una reflex? Te envidio (sanamente) *,*. ¿Tienes flickr? Por sí tienes te dejo el mío: http://www.flickr.com/photos/smaointe-mire

    Besos! ^^

    ResponderEliminar
  7. es una entrada muy hermosa, a mi me gusta la lluvia aveces zd,nsa me gustaron las imagenes! saludos

    ResponderEliminar
  8. Que buena entrada, AMO la lluvia, en esos días siempre me la paso pensativa... una lástima que donde vivo no llueva hace 6 meses =S
    Te sigo!

    ResponderEliminar
  9. Me ha gustado mucho esta entrada, es cierto que los días lluviosos no son para todo el mundo. (Aunque te recuerdo que a ti te cuesta mas sobrevivir en agosto que en pleno febrero XD que luego en agosto te me derrites por la calle).

    Las fotos son muy buenas, me gusta sobretodo la de la barandilla, buena foto, buena elección :D

    Una cosa que no has comentado, y que a mi me parece muy importante de la lluvia, es el olor de la lluvia.. o mas bien, el de la tierra cuando llueve... no se, a mi siempre me ha llamado la atención... es un olor increíble, huele a vida.

    ResponderEliminar
  10. Me ha encantado esta entrada :)Te felicito!! ;) Un beso!!

    ResponderEliminar